EL TURRÓN VIAJERO DE ARCOS DE JALÓN: COMPRA EN NAVIDAD PRODUCTOS DEL ALTO JALÓN

|

RAMIRO


Pensando estos días en elaborar un menú de kilómetro 'cero' para la Noche Buena, con platos cocinados con ingredientes 100% del Alto Jalón, hemos dado muchas vueltas para pensar el primero, el segundo, los entrantes, el postre... pero el dulce de sobremesa lo hemos tenido muy claro. Casi fue lo primero que pensamos, y no solo nos pasa a nosotros, sino que es ya popular con todo con el que hablamos. El turrón de Arcos de Jalón se vende en todos lados. ¿Dónde está su secreto? En su fabricación.


Desde su obrador en la antigua carretera N-II, justo al lado del paso a nivel, Ricardo se afana día y noche para tener listos decenas de clases diferentes de este manjar artesano. Las vitrinas de la coqueta tienda de Pastelería Ramiro rebosan de color y el olor se te queda clavado nada más entrar. "Este para Valencia", dice una clienta. "Este lo llevo a mis hijos a Barcelona", dice otra mientras prueba unos trocitos que Pili ha dejado en bandejas para que podamos catarlos. Desde el puente de diciembre no han parado de vender turrones que "se han llevado a muchas partes de España", nos cuenta Pili, y también se venden en establecimientos de otras localidades del Alto Jalón, como en Panadería Chicuelo de Ariza o La Bicicleta de Alhama de Aragón.


De nata y nueces, de fresa, de praliné, de chocolate, de yema... "Mi marido los deja a media noche preparados, y a las cinco de la mañana ya los está tostando", señala Pili orgullosa del producto artesano que elaboran en esta tradicional pastelería arcobrigense, famosa también por postres como su mantequilla soriana, sus "chocolateros" o, ahora en Navidad sus suculentos troncos navideños. "La verdad es que estamos muy contentos y la gente valora el trabajo que hacemos no parando de venir de todas partes", se alegra la confitera arcobrigense.


Nublados por los anuncios de El Almendro o Suchard, hasta que uno no prueba un turrón artesanal, no sabe lo que se está perdiendo. Y en Arcos de Jalón, en el Alto Jalón, tenemos la calidad que da la pasión por el trabajo y la apuesta por la elaboración artesana y tradicional. Pastelería Ramiro, con el sello de calidad de 'Tierra de Sabor', nos ofrece un pedazo de tradición repostera y pastelera desde Arcos de Jalón, apostando por mantener una persiana abierta en el mundo rural, basando su éxito en ofrecer calidad y atención 'de primera'. 


Tenemos producto de calidad, así que mi petición para esta Noche Buena es que consumas producto de la tierra y compres en comercio local. Es una de las premisas primeras que debemos cumplir para provocar un desarrollo en nuestra tierra.

Comentarios

ARTÍCULO DEL DÍA

Foto Andrés Gongora
POR
Andrés Góngora,
  1 feb

Poco sabremos los agricultores y agricultoras de lo que allí se trata. Estas cumbres se celebran sin la participación y conocimiento del sector. Y por supuesto, muy al margen de nuestros intereses. Nos acabamos enterando de lo que acuerdan a nuestras espaldas cuando recibimos la insuficiente liquidación de nuestras producciones y vemos pasar los camiones de Marruecos por los puertos y carreteras españolas cargados de hortalizas y frutas, de los empresarios que se han ido a producir allí y revientan nuestros mercados con precios artificialmente bajos.(leer más)

Comenta