GASTRITIS

|

El aparato digestivo es el conjunto de órganos que procesan los alimentos para descomponerlos en sustancias que el cuerpo utilizará como fuente de energía, para ayudar al crecimiento y para reparar tejidos. Las sustancias que no puedan ser utilizadas serán eliminadas.

Está compuesto por:

Boca-Faringe-Esófago-Estómago-Intestinos-Recto y Ano. A parte también están incluidos: Glándulas Salivales-Hígado-Vesícula Biliar-Páncreas-Jugos del estómago.


Recorte aparato digestivo            

Este aparato se encuentra recubierto por una serie de capas, que cada una de ellas tiene una función diferente:

-Capa mucosa: es la más interna, sus funciones son protectora, absorción, producir moco.

-Capa Submucosa: en esta capa se encuentran los vasos sanguíneos y nervios.

-Capa muscular: músculo que ayuda a hacer la digestión y a eliminar los deshechos.

-Capa adventicia: capa más externa.

El estómago de manera natural segrega “ácido clorhídrico” que, aunque es necesario para poder deshacer los alimentos durante la digestión, es muy potente y puede causarle daños tales como la gastritis (inflamación estómago) e incluso úlceras (herida abierta en estómago). Para evitar estos daños, la capa mucosa está formada por un tejido muy grueso y muy resistente pero que, sin embargo, aun así a veces no es suficiente protección.

Puede presentarse en forma rápida (gastritis aguda) o mantenerse en el tiempo (gastritis crónica) o terminar formándose una úlcera.


Ulceras



Las causas más comunes de la gastritis son:


Ciertos medicamentos como los antiinflamatorios (ibuprofeno, aspirina, naproxeno…)

Tomar demasiado alcohol.

Infección del estómago con una bacteria llamada Helicobacter Pylori (explicaré más adelante).


Otras causas menos comunes:


Un traumatismo o una enfermedad repentina y grave también pueden causar gastritis.


¿Cuáles podrían ser los síntomas de la gastritis?

Los síntomas varían de unas personas a otras y en muchas ocasiones no hay síntomas.

Los más comunes son:

Ardor de estómago.

Náuseas y vómitos, algunos con sangre digerida, de color negro, con aspecto de posos de café.

Mala digestión o dispepsia.

Hipo.

Gases intestinales con eructos.

Pérdida de apetito.

Sensación del abdomen distendido.

Deposiciones negras (Son heces que poseen sangre digerida. Esta sangre procede del estómago que al erosionarse la capa mucosa ha podido provocar una herida y esa sangre se mezcla con las heces dando ese color negro brillante que recuerda al alquitrán. Se les conoce con el nombre de MELENAS)

Mal sabor de boca.


¿Cómo se trata la gastritis?

El tratamiento depende de la causa. Algunas veces se resuelven espontáneamente. Otras necesitan medicamentos como:

Antiácidos: son sustancias que tienen la capacidad de neutralizar ese ácido clorhídrico. Realmente son sustancias químicas que están compuestas por bases para poder contrarrestar el efecto del ácido. Dentro de este tipo podemos encontrar un medicamento muy conocido como es el ALMAX (posee bases de aluminio y de magnesio), también encontramos las sales de bicarbonato y sales de frutas de toda la vida. Los efectos los notamos de manera bastante inmediata.

Protectores gástricos: son sustancias que tienen la capacidad de impedir la producción del ácido clorhídrico. Inhibe hasta un 80% de su producción.  Dentro de este grupo se encuentran unos medicamentos llamados IBP (Inhibidores de la Bomba de Protones). Uno de los más conocidos sería el OMEPRAZOL, lansoprazol, esomeprazol…. Lo que ocurre que estos medicamentos a parte del efecto de inhibir la secreción de ácido clorhídrico poseen otros efectos como: déficit de vitamina B12 y de magnesio; osteoporosis, con mayor riesgo de fracturas; estreñimiento; diarrea; cefalea…y el cáncer de estómago se incrementa hasta un 43% entre las personas que utilizan el omeprazol durante largo tiempo; Por eso hay que utilizarlos con precaución.

(En ocasiones el uso que hacemos de estos medicamentos no es el correcto. En caso de tener acidez o ardor nos tomamos un omeprazol cuando en realidad deberíamos de tomarnos por ejemplo un almax. La Sociedad Española de Patología Digestiva (SEPD) dice que “entre el 25% y el 69% de las prescripciones de inhibidores de la bomba de protones, como el omeprazol, son inadecuadas”).

Para la gastritis causada por infecciones bacterianas será necesario introducir también antibióticos.

Alimentos aconsejados

  • Cocciones sencillas: plancha, grill, horno, hervidos.
  • Pasta, arroz, patata, pan blanco.
  • Verduras cocidas y sin piel.
  • Frutas cocidas, en compota y en conserva.
  • Carnes magras, pescados, clara de huevo.
  • Quesos y lácteos desnatados.
  • Agua y bebidas sin cafeína.
  •  

    Alimentos a tomar con moderación

  • Verduras crudas y flatulentas.
  • Ajo, cebolla, tomate, pepino, pimiento.
  • Productos integrales o muy ricos en fibra.
  • Frutas con piel, verdes o poco maduras.
  • Leche entera, nata y mantequilla.
  • Embutidos.
  • Quesos fermentados y muy curados.
  • Chocolate, bollería.
  • Zumos de uva y cítricos.
  • Bebidas carbonatadas.

  •  Alimentos a evitar

  • Temperaturas extremas de alimentos y bebidas.
  • Pimienta, pimiento molido, mostaza, vinagre.
  • Alcohol.
  • Café y té.
  • Recomendaciones generales


    Estas recomendaciones están encaminadas a facilitar las digestiones y a evitar los alimentos irritantes o excitantes que favorecerán que tengas malas digestiones y molestias.

    - Intenta comer de manera fraccionada unas 4-5 veces al día.

    - No hagas comidas copiosas ya que esto hará que tengas digestiones lentas y pesadas haciendo que tu estómago deba trabajar más.

    - Tómate tu tiempo para comer y mastica bien todos los alimentos.

    - No te vayas a dormir justo después de cenar. Intenta cenar 2-3 horas antes de acostarte y, si tomas algo posteriormente, que no sean alimentos sólidos.

    - Si fumas, deja de hacerlo. Si no te ves capaz busca asesoramiento, tu situación mejorará considerablemente.

    - Si eres una persona nerviosa o sufres estrés, fomenta actitudes y terapias relajantes (yoga, meditación, plantas relajantes).

    - Excluye de la dieta o disminuye los alimentos ricos en grasa.

    - Escoge las preparaciones suaves (hervido, horno, papillote, etc). Ojo con los alimentos tostados o a la plancha ya que las partes quemadas son irritantes y muy posiblemente te generarán malestar.

    - Evita los alimentos ricos en sal o en azúcar, los muy condimentados o especiados y los alimentos preparados en escabeche.

    - No tomes las comidas a temperaturas extremas, muy frías o muy calientes, ya que esto potenciará la irritación.

    - Evita las bebidas que estimulan la secreción gástrica o que empeoran la digestión como el café, el té, el alcohol, las bebidas de cola o las bebidas con gas.


    HELICOBACTER PYLORI

    La bacteria helicobácter pylori llega hasta el estómago donde se asienta y provoca una infección. Es causa frecuente del cáncer de estómago y de las úlceras gástricas .Puede estar presente en más de la mitad de la población mundial, aunque desconozcan que la tiene porque no desarrollen síntomas ni signos.

    Algunos de los síntomas pueden ser:


    Dolor o ardor en el abdomen

    Dolor abdominal más agudo con el estómago vacío

    Náuseas

    Pérdida del apetito

    Eructos frecuentes

    Hinchazón

    Pérdida de peso involuntaria.


    El diagnóstico se puede realizar por medio de las siguientes pruebas:

    Prueba del aliento: tragar una pastilla, que contiene moléculas de carbono y se sopla en una bolsa especial. Si estás infectado por helicobácter pylori, el carbono se libera cuando la solución se digiere en el estómago y la bolsa lo detecta.

    No has tenido que tomar IBP durante una o dos semanas antes de realizarte el examen. Esta prueba puede realizarse en adultos y niños.

    Análisis de heces: busca proteínas  propias del helicobácter pylori en las heces. Al igual que en la prueba del aliento, los IBP pueden afectar el resultado de este análisis.

    Endoscopia, gastroscopia o comúnmente “meter la bombilla”: Estarás sedado. El médico introduce un tubo largo y flexible por la garganta, el esófago hasta llegar al estómago y el duodeno. En extremo final posee una pequeña cámara por la que se va viendo todo el tubo digestivo y también se puede coger muestras del tejido del estómago para analizarlo y ver si la bacteria está habitando en tu organismo.


    El tratamiento consiste en tomar una mezcla de 4 medicamentos durante 14 días:


    Recorte helicobacter


    Comentarios

    ARTÍCULO DEL DÍA

    WhatsApp Image 2021 10 23 at 17.56.28
    POR
    Redacción ,
     23 oct

    Con motivo de la celebración de su 60 aniversario, acudimos a Restaurante Duque con nuestras mejores galas dispuestos a no mancharnos y disfrutar de un menú degustación que han diseñado específicamente para la ocasión. Antes de nada, voy a pedir perdón al lector. No pienso destripar nada, ni el número de platos, ni cuáles son, ni cuánto nos ha costado... (leer más)

    Comenta