LA DPZ APOSTARÁ POR EL AUTOCONSUMO ENERGÉTICO Y MANTENDRÁ LAS AYUDAS A LOS BALNEARIOS EN UNOS PRESUPUESTOS RÉCORD PARA 2023

|


Su00c1NCHEZ QUERO DPZ


La Diputación de Zaragoza ha aprobado hoy jueves su presupuesto para 2023 con el apoyo del PSOE, En Común-IU y Podemos-Equo. Las cuentas ascienden a 196 millones de euros, son las más altas de la historia de la institución e incluyen, como principal novedad, un plan de 30 millones de euros para que los municipios de la provincia instalen plantas de autoconsumo energético que abaraten la factura de la luz tanto de sus vecinos como de sus propios edificios y equipamientos municipales. Ciudadanos se ha abstenido y el PP y Vox han votado en contra.


“El presupuesto que aprobamos hoy es un presupuesto municipalista, inversor y ecologista que dispone de 26 millones de euros más para ponerlos al servicio de nuestros pueblos y que tiene como objetivo seguir apoyando a los 292 municipios de la provincia para que puedan afrontar la actual situación económica llena de incertidumbres”, ha destacado el presidente, Juan Antonio Sánchez Quero, quien también ha subrayado que el nuevo plan para fomentar la instalación de plantas de autoconsumo “contribuirá a la descarbonización del medio rural zaragozano y a la lucha contra el cambio climático y además permitirá reducir el coste de la electricidad de las instalaciones municipales y también, en aquellos municipios que se lancen a ello, la factura de la luz de los propios vecinos y vecinas”.


El nuevo presupuesto sube un 15,7% (26,6 millones) respecto a las cuentas aprobadas inicialmente para este año 2022. Ese aumento de los fondos disponibles se debe, fundamentalmente, a un importante incremento en la previsión de ingresos procedentes de la participación en los tributos del Estado. Además, a partir de abril la DPZ dispondrá de un remanente de tesorería adicional de al menos 15 millones de euros del que podrá disponer para atender cualquier necesidad que surja a lo largo del nuevo año.


La principal partida del presupuesto vuelven a ser los 50 millones de euros del Plan Unificado de Subvenciones, que en 2023 se aprobará antes que nunca porque las cuentas ya recogen las peticiones de los municipios. Además, se destinan 5,1 millones a la puesta en marcha del servicio Ecoprovincia, que ya está en fase de adjudicación y 1,8 millones para dotar a los ayuntamientos de escritorios virtuales.


En cuanto al resto de novedades, destacan un plan de ayudas para la redacción de proyectos que permitan desarrollar nuevos suelos industriales dotada con 300.000 euros; una nueva línea de ayudas a la producción teatral que distribuirá 220.000 euros; una partida de 210.000 euros para seguir profundizando en la administración electrónica mediante la interconexión con la carpeta ciudadana (la herramienta que permite centralizar trámites de distintas administraciones en una sola aplicación); y otra partida de 60.000 euros para conceder becas para deportistas individuales.


Energía renovable y asequible

La apuesta del equipo de gobierno es destinar el incremento presupuestario a fomentar la creación de una red de parques municipales de autoconsumo energético. Para ello se va a poner en marcha un plan plurianual (24 millones de euros en 2023 y otros 6 en 2024) que subvencionará a los ayuntamientos la instalación de este tipo de plantas, lo que a su vez permitirá reducir la tarifa eléctrica tanto de los vecinos de los municipios que las pongan en marcha como la de los propios consistorios.


Este nuevo plan se tramitará como una nueva convocatoria (la tercera en tres años) de las ayudas para hacer inversiones alineadas con la Agenda 2030, con la particularidad de que solo subvencionará proyectos orientados a cumplir el Objetivo de Desarrollo Sostenible número 7: garantizar el acceso a una energía asequible, fiable, sostenible y moderna.


Apoyo a los municipios

Los municipios son la razón de ser de la Diputación de Zaragoza y por tanto siguen siendo, con mucha diferencia, los principales destinatarios del presupuesto de la institución. Las cuentas incluyen 50 millones de euros (más del 25% de todos los fondos iniciales) para una nueva convocatoria del Plan Unificado de Subvenciones-PLUS, el principal programa de ayudas de la institución, que permite que cada ayuntamiento decida en qué invierte los fondos que le corresponden dándoles así mucha más autonomía y garantizando además previsión y planificación y unos criterios de distribución objetivos y transparentes.


Este año el presupuesto se va a aprobar ya adaptado a las peticiones realizadas por los municipios para el PLUS, lo que permitirá aprobarlo antes que nunca (a principios de año) y reducirá sensiblemente los plazos en los que empezarán a recibir los fondos.


Además, el plan de barrios rurales de la provincia seguirá apoyando con 1 millón de euros a los ayuntamientos que tienen que atender las necesidades de este tipo de núcleos diseminados y el PIMED (plan de inversiones en los municipios con especiales dificultades territoriales) volverá a distribuir 1,3 millones de euros entre las localidades que sufren afecciones por contar en su término municipal con infraestructuras de producción de energía eléctrica u otros servicios de interés general.


La caja de cooperación se vuelve a dotar con 450.000 euros para conceder créditos blandos a corto o a largo plazo a los ayuntamientos que lo necesiten y los grupos de acción local de la provincia volverán a recibir ayudas para su funcionamiento por un total de 350.000 euros.


Servicio Ecoprovincia

Además del plan de ayudas para que los ayuntamientos se doten de instalaciones de autoconsumo energético, el presupuesto para 2023 recoge partidas por valor de 5,1 millones de euros para la puesta en marcha del servicio Ecoprovincia, el servicio público que permitirá que los municipios de toda la provincia lleven sus residuos al vertedero de Zaragoza capital y cumplan así la obligación legal de reciclar o reutilizar al menos el 50% de sus basuras. En concreto, se destinan 700.000 euros para terminar de construir la última de las seis plantas de transferencia en las que se recibirán los residuos y se compactarán antes de ser trasladados al CTRUZ de Zaragoza; 1,9 millones para financiar el funcionamiento de las plantas y el transporte de las basuras hasta la capital; y 2,5 millones para pagar la tasa por el uso del CTRUZ (aunque luego la DPZ repercutirá esa tasa a los ayuntamientos).


Nuevas tecnologías

El nuevo presupuesto destina casi 1,9 millones de euros a la instalación de 700 escritorios virtuales en los ordenadores de los 249 ayuntamientos de la provincia que han solicitado a la Diputación de Zaragoza la implantación de esta tecnología informática que permite que el usuario pueda trabajar conectado a un servidor remoto sin que sus programas y sus datos estén presentes físicamente en el dispositivo que está utilizando. Esta nueva herramienta ya ha sido adjudicada mediante un concurso público y garantizará a los consistorios el cumplimiento de todos los estándares exigidos por el Esquema Nacional de Seguridad y además permitirá el acceso remoto a sus ordenadores.


Además, las cuentas recogen una nueva partida de 210.000 euros para seguir profundizando en la administración electrónica mediante la interconexión con la Carpeta Ciudadana (la herramienta que permite centralizar trámites de distintas administraciones en una sola aplicación).


Igualdad de oportunidades

El presupuesto inicial de la Diputación de Zaragoza para 2022 incluye una partida de 1 millón de euros para un plan contra la exclusión financiera destinado a apoyar la existencia de cajeros automáticos en los municipios zaragozanos. Este plan se pondrá en marcha de forma conjunta con el Gobierno de Aragón y las diputaciones de Teruel y Huesca, que ya firmaron un protocolo para llevarlo a cabo.


Las cuentas también recogen una partida de 400.000 euros para apoyar a las emprendedoras que decidan poner en marcha su propia empresa en los municipios de la provincia. Por primera vez este plan de autoempleo femenino también subvencionará inversiones además de gasto corriente.


Además, el presupuesto destina 300.000 euros a un plan de ayudas para empresas que quieran instalarse en polígonos industriales de titularidad municipal o del Sepes; otros 300.000 euros a un plan de subvenciones para la redacción de proyectos para el desarrollo de nuevos suelos industriales; y 100.000 euros más para subvencionar a los ayuntamientos que quieran hacer obras de mantenimiento en sus polígonos.


Con el objetivo de seguir apoyando a los balnearios zaragozanos tras el fuerte impacto que han sufrido por el covid y el encarecimiento de los precios derivado de la guerra de Ucrania de facilitar, se destinan 300.000 euros al plan de termalismo social para los pensionistas de la provincia (que se recupera tras la pandemia) y además se vuelven a presupuestar 200.000 euros más para una línea de ayudas directas a los balnearios zaragozanos.


La cuantía del plan de ayudas para las entidades que trabajan para la recuperación de la memoria histórica está dotado con 200.000 euros manteniendo así el incremento del 33% que se le ha aplicado este año.


Las cuentas de la Diputación de Zaragoza para 2023 también mantienen todas las políticas con las que la DPZ promueve la igualdad de oportunidades y de género: el plan de ayudas para la educación de adultos (618.000 euros); el programa de teleasistencia para las personas mayores (745.000 euros); las ayudas para asociaciones que desarrollan proyectos de acción social (350.000); las ayudas para las entidades que luchan contra la violencia de género (150.000); las colonias de verano para niños y adolescentes (181.000). El programa de sensibilización Igualdad para Todos y Todas aumenta su presupuesto un 50% pasando de 200.000 a 300.000 euros.


Además, las ayudas para la cooperación al desarrollo, las ayudas humanitarias de emergencia y el programa Comunidad Glocal (dedicado a promover la educación para el desarrollo y la ciudadanía global) suman en total 1.087.000 euros con el reto de que la Diputación de Zaragoza siga siendo la primera de las grandes instituciones aragonesas que cumple el objetivo marcado por la ONU de destinar a la cooperación al desarrollo al menos el 0,7% de su presupuesto.


Servicios directos a los municipios

Carreteras. Se han incluido partidas para la mejora de la red provincial que en total suman 6,7 millones de euros. De esa cantidad, 3 millones se destinan a proyectos de acondicionamiento; 2,5 millones son para trabajos de conservación; y 1,2 millones financiarán actuaciones de mejora de firmes.


Arreglo de caminos. Las cuentas destinan 1,2 millones de euros para arreglar caminos y otras infraestructuras agrícolas con el parque de maquinaria de la institución.


Bomberos. El presupuesto de 2023 incluye 1,5 millones de euros para construir dos nuevos parques de bomberos en Cariñena y Tauste y mejorar las instalaciones ya existentes. En total la Diputación de Zaragoza destina a su Servicio Provincial de Extinción de Incendios (SPEI) más de 13,1 millones de euros, el 6,7% del presupuesto que se aprobará la semana que viene.


Gestión y atención tributaria. El 95% de los ayuntamientos de la provincia tienen encomendada a la Diputación de Zaragoza la gestión y el cobro de impuestos y tasas municipales. Para prestar ese servicio el presupuesto prevé una partida de más de 5 millones de euros que posteriormente se repercute a los consistorios beneficiarios.


Cultura y patrimonio

Dentro de las grandes instituciones aragonesas, la Diputación de Zaragoza es la que más dinero dedica a la cultura y el patrimonio en proporción a su presupuesto. Este año las distintas partidas suman en todos los capítulos más de 15,3 millones de euros, lo que supone en torno al 8% del presupuesto.


Como novedad, las cuentas de 2023 incluyen una partida de 220.000 euros para convocar una línea de subvenciones a la producción teatral que se sumará a las ya consolidadas ayudas a la producción audiovisual, también dotadas con 220.000 euros.


Las principales líneas de trabajo de la institución en este ámbito son las exposiciones del palacio de Sástago, el Consorcio Cultural Goya-Fuendetodos, el Centro de Arte y Exposiciones de Ejea, y la sala 4º Espacio, que en total suman partidas por valor de 739.000 euros; el programa de premios y becas para artistas en sus distintas convocatorias (200.000 euros); las actividades de animación a la lectura y los diferentes ciclos de encuentros con escritores (130.000); el Festival Veruela Verano (120.000 euros); las Jornadas de Órgano (25.000); y el Festival de Música Antigua (25.000).


Las ayudas para las asociaciones que organizan actividades culturales y las entidades que trabajan para la recuperación y la difusión del patrimonio suman 600.000 euros, y las bandas de música y las corales de la provincia recibirán 270.000 euros en total.


Además, la Diputación de Zaragoza financia en su gran mayoría la actividad de la Institución Fernando el Católico (1,4 millones de euros); la gestión y las actividades del Taller Escuela de Cerámica de Muel (1,1 millones); y los planes de restauración de bienes histórico-artísticos tanto eclesiásticos como municipales (a los que en la anualidad 2023 les corresponden 1,7 millones de euros). También se incluyen partidas específicas para iniciar la restauración del palacio de Eguarás de Tarazona (500.000 euros) y de la capilla de Santiago de la catedral de Tarazona (450.000).


Otras líneas de trabajo

En cuanto al apoyo a las entidades deportivas, se incrementan de 350.000 a 500.000 euros las ayudas paras los clubes y las asociaciones de deporte base y de 450.000 a 500.0000 euros las subvenciones para los equipos que compiten en categorías nacionales. Además, y como novedad, se ha creado una partida de 60.000 euros con la que se van a convocar becas para deportistas individuales.


Dentro del presupuesto de 2023, la Diputación de Zaragoza aporta 704.000 euros para el funcionamiento de la residencia de estudiantes Ramón de Pignatelli, que aloja a jóvenes de la provincia que estudian en la capital; 562.000 euros para la UNED de Calatayud y para sus extensiones de Ejea y Caspe; 500.000 euros para la Escuela Universitaria Politécnica de La Almunia (Eupla); 150.000 euros para la asociación Territorio Mudéjar; 120.000 euros para la fundación Tarazona Monumental; 75.000 para la Fundación Uncastillo; 75.000 para la Fundación Aquagraria; y 57.000 para el Consorcio Camino del Cid.


El presupuesto para 2022 vuelve a destinar 100.000 euros a financiar el ‘Erasmus rural’ que impulsan desde hace cinco años la Diputación de Zaragoza y la Universidad de Zaragoza y 30.000 euros para el ‘Erasmus rural internacional’ que se ha puesto en marcha este verano dentro de Unita, el proyecto internacional de cooperación del que forman parte la Universidad de Zaragoza y otras cinco universidades europeas.


Las nuevas cuentas también recogen los 4 millones de euros que la Diputación transferirá al Ayuntamiento de Zaragoza dentro del último convenio de colaboración firmado por ambas instituciones hasta el año 2024 para la mejora de los equipamientos y las infraestructuras de los barrios rurales de la capital y para la coordinación en la prestación de servicios como los bomberos o la gestión de residuos.

Comentarios

ARTÍCULO DEL DÍA

Foto Andrés Gongora
POR
Andrés Góngora,
  1 feb

Poco sabremos los agricultores y agricultoras de lo que allí se trata. Estas cumbres se celebran sin la participación y conocimiento del sector. Y por supuesto, muy al margen de nuestros intereses. Nos acabamos enterando de lo que acuerdan a nuestras espaldas cuando recibimos la insuficiente liquidación de nuestras producciones y vemos pasar los camiones de Marruecos por los puertos y carreteras españolas cargados de hortalizas y frutas, de los empresarios que se han ido a producir allí y revientan nuestros mercados con precios artificialmente bajos.(leer más)

Comenta