CÓMO ELIMINAR LAS CREENCIAS QUE TE LIMITAN

|

Una creencia es aquello que damos por cierto, pero ¿se ajusta siempre a la realidad?

Desde luego que no.  Porque no siempre somos objetivos y cada uno vivimos la realidad de una forma totalmente subjetiva

Pero cuando se trata de lo que creemos sobre nosotros mismos, todavía somos menos objetivos: “No puedo…”, “No sirvo…”, etc.

Y lo peor es que nuestro cerebro se lo cree y da por cierto que no podemos cambiar. Ésta es una de las peores trampas interiores en la que podemos caer, porque lo que está en juego es nuestra autoestima.

Por eso es importante que nos ocupemos de ellas cuando sean creencias limitantes, porque si no las eliminamos pueden limitarnos mucho en cualquier aspecto de nuestra vida. Por supuesto también influye el miedo al fracaso, incluso estas creencias nos pueden servir de excusa para no salir de nuestra zona de confort. Pero de una manera u otra, nos anclan y no nos permiten crecer.


¿Cómo eliminarlas?

Personalmente, he probado muchas técnicas para eliminarlas, pero quiero compartir con vosotros la que a mí me resultó de más utilidad: “La técnica de la mesa”.

Como las creencias limitantes funcionan a nivel inconsciente, esta técnica nos ayuda a hacerlas conscientes y poder cambiar nuestra actitud.

Imaginemos que tenemos la creencia “Yo no sirvo para hablar en público”


1. Dibujamos una mesa con sus 4 patas y escribimos a creencia en la mesa

2. Ahora debemos reflexionar en qué 4 “patas” se apoya esta creencia. Por ejemplo: Me pongo nervioso, no tengo experiencia, no tengo estudios sobre oratoria y he tenido malas experiencias.

3. Mira la mesa con objetividad y caerás en la cuenta de que “No es que no sirvas para hablar en público”, lo que ocurre es que “No estás preparado”.

4. Reflexiona: Si no tienes experiencia, ni conocimientos, lo normal es que te sientas inseguro y que te pongas nervios, incluso que tengas malas experiencias.

5. Pregúntate ¿quieres aprender? Si es así ¡pasa a la acción y fórmate! Si la respuesta es “no” tal vez no te interese lo suficiente o tienes otras prioridades. De cualquier forma la creencia ya se habrá transformado en “Yo sí que valgo, pero no estoy preparado en estos momentos”.



Te animo a trabajar en tus creencias limitantes con esta técnica, una por una. Porque incluso la suerte también depende de tu actitud.



Montse Martínez. Formadora y Máster en Psicoterapia e Inteligencia Emocional.

   CAMINO DE LA TRANSFORMACIÓN
   ¿QUIÉN DIJO MIEDO?
   CÓMO SUPERAR LAS FASES DEL CAMBIO
   ¿TE ESTÁ ESCLAVIZANDO EL MIEDO AL CAMBIO?

Comentarios

ARTÍCULO DEL DÍA

4852234
POR
El Arriero,
 22 oct

Y no lo digo por el "jalogüín" que están preparando ya algunos pueblos de anglosajona tradición como Monreal y Monteagudo, sino más bien por el miedo que ha pasado más de uno. Y no lo digo por el susto en la redacción del periódico cuando ha sonado al otro lado del teléfono algún alcalde enfadado por publicar su sueldo (leer más)

Comenta