CÓMO SER YO Y NO MORIR EN EL INTENTO

|

El objetivo de todo ser humano al nacer es la búsqueda y el mantenimiento del bienestar, de forma que sus impulsos van dirigidos a que sus intereses y deseos se cumplan. Por eso mismo, hay que tener siempre en cuenta que, detrás de un llanto, de un enfado y de unas risas, está esa búsqueda de bienestar.


Cada emoción aporta la información de qué es lo que la persona necesita, las emociones informan de cómo está el entorno y nos preparan para que lo cambiemos si no nos gusta. De esta forma, si sufrimos una perdida, nos ponemos tristes; si una situación nos parece injusta, nos enfadamos y, si algo nos gusta, nos ponemos contentos y propiciamos que vuelva a repetirse.

El problema es que la forma de expresar las emociones y buscar el bienestar no siempre se hace de la forma más adecuada. ¡Ojalá nos hubiesen dado un “libro de instrucciones sobre ser humano”!


Por eso, es imprescindible aprender a salir de las “mazmorras” donde nos van encerrando poco a poco las emociones mal gestionadas, a lo largo de nuestra vida.  Pero, para conseguirlo es importante poner atención en lo que sentimos en cada momento, o lo que es lo mismo: vivir el presente.


Recuerdo una frase que me llamó mucho la atención viendo una película infantil “Kung Fu Panda”: “El pasado ya pasó, el futuro es incierto y el presente es un regalo. Por eso se llama presente”.


¿Cómo empezar a derribar los barrotes para poder ser nosotros mismos?


- Aprende a identificar tus emociones, entender lo que nos pasa es el primer paso para conocer mejor como somos, para sentirnos aliviados y para buscar soluciones.


- Una vez que has puesto nombre a lo que sientes, gestiónalo según tus metas y objetivos actuales. No te quedes anclado en el pasado.


- Revisa tus expectativas y tus esfuerzos cuando sientas frustración. Te ayudará a conocerte mejor “aquí y ahora”. Has evolucionado, no te quedes con la idea de tu “yo antiguo y sus expectativas”.


- Transforma todo lo necesario en ti y en tu vida para que puedas obtener los mejores resultados.


- Utiliza todo lo anterior para encontrar la mejor versión de ti mismo, aplicado a cualquier objetivo que desees plantearte.


- Reflexiona sobre tu actitud y si es necesario ¡cámbiala! Si cambias tu actitud cambiará tu comportamiento. 


- Supera aquellos temores que te limitan a tu zona de confort.


- No estás solo. Cada semana, juntos, seguiremos abordando diferentes temas para que, poco a poco reúnas las herramientas necesarias para gestionar y equilibrar tus emociones. Y poder alcanzar la madurez emocional o lo que es lo mismo: ser “Tú”, con una aceptación incondicional hacia ti mismo y hacia los demás.


- Reflexiona: ¿Te quieren o te aguantan? La próxima semana nos ocuparemos de este tema… (que da para mucho).


Lo único que poseemos de verdad es a nosotros mismos, por eso tenemos el derecho y la responsabilidad de desarrollar nuestro verdadero “Yo” hasta el final de nuestros días.


¡Vive la experiencia!: Sé Tú.



Montse Martínez. Formadora y Máster en Psicoterapia e Inteligencia Emocional.

Comentarios

ARTÍCULO DEL DÍA

Fernando benamira
POR
Fernandito Nano,
  9 ago

Pues sí, aquí estamos, con un día o dos de retraso escribiendo esto y diréis: serás desgraciado no tenerla a tiempo, ¡zángano! Pues lleváis razón, a parte de un zángano, es que esta semana hemos tenido las fiestas de verano del pueblo, que las llamamos así porque ponerle “acabar como un piojo party” se nos hacía muy largo. (leer más)

Comenta